Problemas dermatológicos

Problemas dermatológicos

Los problemas dermatológicos representan el 10% aproximadamente de las consultas veterinarias en los equinos y vemos un considerable incremento de este tipo de consultas en las épocas de primavera-verano.

Las dermatitis más comunes durante estos periodos son:

  1. Alérgicas (40%). Siendo la más representativa la alergia estival equina o dermatitis por Culicoides, la cual trataremos en este artículo.
  2. Parasitarias (30%). Sobre todo las causadas por los ácaros de la sarna, que producen lesiones que se puedenprob_derm2 confundir fácilmente con una alergia estival; y los parásitos del género habronema que producen habronemiasis o heridas de verano, de difícil manejo y cicatrización.
  3. Y por último, las causadas por hongos (10%): como son: las lesiones causadas por hongos dermatofitos, causantes de tiña, relacionados en estas épocas con la producción de sudor y en contacto permanente con aparejos o material de cuadra (cinchuelos, cabezadas, ..) húmedos; o el desarrollo de arestines en las zonas distales de las extremidades de nuestros caballos una infección causada a la vez por hongos y bacterias.

Dermatitis equina por Culicoides

  • ¿Qué es y qué sintomatología producen?

También llamada dermatitis estival equina o comúnmente conocido en la comunidad valenciana como fuego de verano, es una hipersensibilidad en la piel del caballo y está causada por picaduras de insectos, especialmente de mosquitos Culicoides. Además, es una de las causas más habituales de dermatitis equina en verano

Concretamente en España, hay varias especies que la provocan y su incidencia es mayor en el sur, donde el clima ayuda a que los mosquitos tengan un periodo de actividad más largo.

Nuestro caballo mostrará un prurito intenso, especialmente en zonas donde hay más persistencia de insectos. Veremos que nuestro caballo se muerde y/o rasca de forma continua, Muestran pérdida de pelo, eczemas, erosiones en la piel en forma de pápulas, costras sequedad de la dermis y grietas. En caballos de avanzada edad las lesiones suelen ser más severas.

Hay distintos patrones de alergia, uno dorsal: cabeza y dorso, afectando especialmente a las crines y la cola; y otro patrón ventral, afectando a las axilas, al abdomen y las ingles principalmente. Aunque pueden existir patrones mixtos.

  • ¿Cómo prevenirlo?

Lo mejor es luchar contra los insectos que pueden provocarla y tratar tanto al animal como a su hábitat.

Trataremos el animal con soluciones repelentes, sobre todo en los horarios donde son más activos los insectos (atardecer y noche) y también cuando lo saquemos de paseo.

Si es muy intensa la presencia de mosquitos, podemos equipar la cuadra o el box con mallas mosquiteras que eviten el acceso de insectos a través de las ventanas. También debemos evitar la presencia de aguas estancadas, ya que la humedad hace proliferar estos insectos y sus larvas.

Trabajaremos en la limpieza regular, aplicando  productos que nos ayuden a mantener la desinsectación eficaz de su hábitat. Y por último, una técnica poco usada y muy eficaz es la instalación de ventiladores en las cuadras o naves que permitan un flujo continuo de aire. Esta técnica impide la permanencia de los mosquitos en estas estancias.

  • ¿Existe tratamiento?

En caso de dermatitis severas es necesario que avises a tu veterinario para tratar el prurito intenso y las lesiones dérmicas, ya que pueden desarrollar complicaciones fácilmente.

Actualmente, existen métodos de inmunización que pueden ser una alternativa para casos severos o muy insidiosos.

 

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*