¿Cómo puedo evitar el aburrimiento en mi caballo durante el confinamiento?

¿Cómo puedo evitar el aburrimiento en mi caballo durante el confinamiento?
In Conducta equina

Son ya muchas las semanas que llevamos confinados en casa, y muchas las actividades que hemos intentado desarrollar para paliar el aburrimiento. Ahora más que nunca, sabemos lo interminables que pueden llegar a ser las horas sin hacer nada. Del mismo modo que nosotros, los caballos también pueden llegar a experimentar aburrimiento y más en estos días que su actividad puede haberse visto reducida. Sin embargo, existen formas de que estén entretenidos aunque no estén trabajando, una forma de ello es el enriquecimiento ambiental.

El enriquecimiento ambiental consiste en mejorar la calidad de vida tanto física, sensorial  o de grupo de los animales en cautividad, recreando en ellos conductas y comportamientos semejantes a los de un animal en libertad  y proporcionando los estímulos ambientales necesarios. El objetivo principal es fortalecer la salud tanto física como mental del animal favoreciendo los comportamientos específicos de la especie y disminuyendo el desarrollo de estrés y la posible aparición de conductas esterotipias como por ejemplo el tic del oso que todos conocemos.

Principalmente, existen cinco tipos de enriquecimiento ambiental:

 

Enriquecimiento social

Los caballos son animales gregarios por naturaleza ya que, ellos viven en manadas cuando viven en libertad. Es por ello que la presencia de un compañero puede disminuir el estrés y hacer que se sientan más seguro. El enriquecimiento social puede mejorarse de varias formas en función de cómo viva nuestro caballo:

Si están en box debemos facilitar el contacto con los otros caballos de la cuadra, bien colocando puertas en los boxes en las que puedan sacar la cabeza o bien haciendo que la separación entre boxes posibilite que los caballos interactúen sin que puedan hacerse daño. De no ser posible, como última medida, podemos sacar nuestros caballos del ramal y dar la posibilidad de que interactúen con los otros que estén en los boxes siempre guardando las medidas de seguridad oportunas. Por el contrario si nuestros caballos viven en paddock lo recomendable es que los paddocks estén uno al lado de otro para que ellos puedan interactuar entre sí, hay que tener en cuenta los grupos sociales en la vida de los animales ya que ciertos caballos, en el caso de los sementales con mayor frecuencia, pueden mostrar un comportamiento agresivo frente a otros. Por este motivo, siempre que pretendamos poner dos caballos, uno al lado de otro, debemos hacerlo de forma progresiva y valorando con mucha precaución la relación que tienen ambos individuos.

En el caso de que nuestro caballo no tenga ningún otro compañero se han descrito relaciones con otras especies en las que se llega a crear un vínculo muy fuerte, es por ello que hay animales como las cabras o las ovejas que pueden ser buenos compañeros.

caballo-cabras

Enriquecimiento físico

Este tipo de enriquecimiento está bastante limitado a caballos que viven en paddock. Consiste en realizar cambios en el entorno físico del animal, modificando los recintos, incorporando nuevos elementos o añadiendo diferentes objetos que estimulen las conductas naturales del animal. Un ejemplo muy claro de este tipo de enriquecimiento y que ha ganado muchos adeptos estos últimos años es el paddock Paradise desarrollado por Jaimie Jackson. Algunas medidas que podemos llevar a cabo son las siguientes:

  • Establecer distintas superficies con grava, arena, piedras y troncos para favorecer la salud del casco.
  • Establecer obstáculos para mejorar la coordinación del caballo, siempre sin poner en riesgo su integridad.
  • Plantear un área con arena fina en la que se puedan revolcar sin posibilidad de hacerse daño.
  • Incluir desniveles para que ejerciten los músculos.
  • Establecer refugios o escondites en los que el caballo pueda protegerse de las inclemencias del tiempo.
  • Contar con zonas de sombra en las que el caballo pueda resguardarse en los días calurosos.

 

Enriquecimiento ocupacional

Esta es una de las áreas más conocida por todos y la que, posiblemente, más fácil aplicación tiene tanto en caballos estabulados en box como caballos que viven en paddock. Consiste en fomentar los comportamientos de investigación y exploración a través de objetos y juguetes. Existen numerosas formas de estimular estos comportamientos, una de las más simples consiste en  realizar agujeros con unas tijeras  a una garrafa e introducir trozos de zanahoria o de frutas en su interior colocándola posteriormente colgada a la altura de la cabeza, otro sistema consiste en introducir una cuerda a través de las frutas y colgarla como podéis ver en el siguiente video. Por otra parte existen, un sinfín de juguetes los cuales podemos adquirir en tiendas hípicas  y van a ser de gran ayuda para entretener a nuestros caballos, en las fotos podéis ver algunos ejemplos de los mismos. Hay que tener en cuenta que en algunos caballos con carácter más nervioso pueden desencadenar reacciones de miedo por lo que la introducción del juguete debe ser progresiva para que se el animal se vaya familiarizando con él.

Aburrimiento 2

Enriquecimiento  sensorial

Dentro de este enriquecimiento se encuentra la estimulación de los 5 sentidos, cuando ponemos en práctica cualquiera de los otros tipos de enriquecimiento se estimulan los sentidos obviamente, pero para mejorar la estimulación de los mismos podemos llevar a cabo otras pautas de manejo. Por ejemplo hay estudios en los que se ha demostrado que al poner música a los caballos su frecuencia cardíaca se ve disminuida y por lo tanto puede estar relacionado en cierto modo con una posible relajación del individuo. En un estudio, incluso se ha llegado a identificar que la música country y clásica les producen un mayor grado de relajación que el rock o el jazz. Otra de las cosas que puede favorecer la estimulación sensorial es la presencia de ventanas al exterior que fomenta la detección de aromas externos y la entrada de luz a las cuadras.

Enriquecimiento alimenticio

Este enriquecimiento se basa en realizar cambios y mejoras en la alimentación, de manera que se parezcan a la manera en la que se alimenta en libertad. Los caballos son animales que están pasturando durante 18 horas cuando viven en libertad y esto se debe a que al ser presa, debe comer muchas veces y en pocas cantidades. Es por ello que están cobrando mucho interés los sistemas de slow feeding en la que se simula la forma de comer el pastoreo en el prado. Este tipo de sistemas se basan en colocar el forraje dentro de una red para ralentizar el tiempo en el que se comen el alimento y por lo tanto equipararlo al tiempo que están pasturando en libertad, al principio como todos los cambios que realicemos en la alimentación de nuestros animales debe de ser progresivo para que se acostumbren.

 

Como habéis podido ver, existen muchas formas de reducir el aburrimiento en nuestros caballos y mejorar su entretenimiento. Es cierto, que algunas requieren de una mayor infraestructura, pero otras podemos llevarlas con una simple cuerda y una garrafa, así que os animamos a fabricar juguetes durante esta cuarentena para vuestros caballos. Por otra parte, Desde MC Veterinaria queremos daros muchos animo en estos días difíciles. Esto pasará y antes de lo que pensamos podremos volver a disfrutar con nuestros amigos.